Hernando confirma que el PP «mejorará» los PGE en el Senado ahora que tienen «vía libre»

Economia, EXPANSION

El PP podrá enmendar las cuentas públicas en el trámite en el Senado, donde tiene mayoría absoluta y está dispuesto a ampliar en el Senado el plazo de enmiendas parciales.

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, ha confirmado hoy que su grupo está dispuesto a «mejorar» sus propios Presupuestos Generales del Estado durante la tramitación en el Senado porque así lo han hecho «siempre» y lo harán con las «manos libres» respecto del PNV, que «ha roto la confianza».

Ahora, ha añadido, los populares tienen «manos libres» para «mejorar» las cuentas del Estado y para incluir algunas enmiendas que se dejaron «en la cartera» porque sabían que con el PNV no podrían salir adelante, ha señalado en una entrevista con Telecinco.

Retrasa una semana el debate de los Presupuestos en el Senado

De hecho, el PP utilizará su mayoría absoluta en el Senado para retrasar una semana el debate presupuestario en la Cámara Alta, que inicialmente preveía discutir a partir de mañana martes en el pleno los vetos de los grupos a las cuentas públicas.

El portavoz del grupo popular en el Senado, José Manuel Barreiro, ha anunciado en rueda de prensa que los senadores del PP han solicitado por un lado la ampliación del plazo para presentar enmiendas parciales a los Presupuestos Generales del Estado para 2018 y también el retraso en una semana del debate de totalidad.

«Nosotros siempre, salvo el año pasado, hemos mejorado los presupuestos en el Senado y hemos revisado algunas y es evidente que en estos momentos no tenemos una vinculación con el PNV porque han roto la confianza con las distintas formaciones políticas para sacar los presupuestos», ha advertido.

Aunque Hernando ha asegurado que ahora el PP tiene las «manos libres» para «mejorar» las cuentas, aunque las enmiendas, ha subrayado, no afectarán al acuerdo en torno a la subida de las pensiones.

Mañana se reúne la cúpula del PP

La decisión de enmendar tiene mucho que ver con que mañana se reúne el Comité Ejecutivo Nacional convocado por Rajoy para repasar lo ocurrido. Será este órgano el que decida formalmente qué es lo que se enmienda en los Presupuestos.

Aunque se modifiquen, los PGE volverán al Congreso

El debate de enmiendas está previsto originalmente para la semana que viene, la del 11 de junio, y que el Pleno de la Cámara que vote los Presupuestos arranque el 21 de ese mes. Si el PP introduce cambios, las cuentas volverán a al Cámara Baja, ya que aunque el Senado tiene la posibilidad de modificar los Presupuestos con la mayoría absoluta del PP, cualquier cambio en las cuentas tiene que ser ratificado por el Congreso, que tendrá que ratificarlos o tumbarlos, volver al texto original aprobado por la Cámara Baja, ya que tiene siempre la última palabra sobre las leyes.

La Cámara Baja puede mantener los cambios introducidos en el Senado o rechazarlos, volver al texto original aprobado por el propio Congreso. En cualquier caso es suficiente la mayoría simple, más votos a favor que en contra.

Si el PP decidiera modificar las partidas de inversión pactadas con los vascos, el PNV tendrá después en el Congreso que sumar a otras fuerzas para que le apoyen. Si no son el PP y, previsiblemente, Ciudadanos, no le quedará otra que hacerlo con el PSOE y Unidos Podemos.

Sumar fuerzas

Pero el PP puede decidir no tocar lo ya aprobado, sino también aprovechar el trámite para introducir otros asuntos a los que tuvo que renunciar por la necesidad de buscar apoyos. Si mantiene para ello el apoyo que le ha dado Ciudadanos a las cuentas, será de nuevo necesario en el Congreso que los partidos que aprobaron la moción de censura sumen fuerzas.

El PSOE se verá así en la situación de lograr el apoyo de Unidos Podemos y las fuerzas independentistas a favor de los Presupuestos del PP que aprobó originalmente el Congreso, porque si estos partidos mantienen el rechazo a los PGE, los ‘populares’ podrán también imponer su criterio en el Congreso.

El PNV: «Pequeña satisfacción, pero de cinco minutos»

El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, ha recordado que el PNV había alcanzado con el PP un acuerdo presupuestario, cuestión que «se cumple y se hace», pero, con posterioridad, surge la sentencia del ‘caso Gürtel’ que «cambia todo y tiene un impacto decisivo y muy importante en la sociedad».

Es una cuestión que «no ha acabado por entender el PP por mucha explicación jurídica que le quiera dar», y ha incidido en que la decisión del PNV de apoyar la moción de censura de Pedro Sánchez se asumió «calibrando factores» como «la sentencia y la responsabilidad».

«Ahora dice el PP que va a enmendar. Creo que los Presupuestos van a salir, porque Bruselas no admitiría otras cosas. Quitar algunas partidas que corresponden al Territorio vasco supongo que dará una pequeña satisfacción al cabreo de algunos, pero de cinco minutos», ha valorado.

En este sentido, se ha cuestionado cómo va a explicar esa decisión el PP en Euskadi. «¿Cómo va a explicar el PP alavés que se quiten partidas para Foronda», ha preguntado.

Para Esteban, esta decisión lo que haría «es castigar, no al PNV, sino a la sociedad vasca, lo que le alejaría a los populares del electorado. Además, Esteban ha resaltado que el PNV ha sido con el PP «absolutamente transparente y leal». «No hemos ocultado nada.

«Negocio político bastante malo»

Que se alargue el plazo del periodo de enmiendas es para Esteban «insólito», ya que hasta la fecha, «nunca se han prorrogado los periodos de enmiendas». «Sería insólito que se alargara el plazo, pero, si se hace eso, significa que sí que van a enmendar. Un calentón, si se quedan a gusto, pero como negocio político es bastante malo y ellos serán responsables ante la sociedad vasca», ha añadido.

En opinión de Esteban, que en un «primer momento» se produzca un «enrabietamiento» por parte del PP es algo «lógico y comprensible» que provocará unas «jornadas de tensión en el Congreso y Senado».

«Respecto a Euskadi sé que tenemos mucho más difícil el Presupuesto del próximo año para el Gobierno Vasco, pero ser oposición por oposición les puede sacar aún más del tablero político vasco«, ha añadido en referencia al partido liderado por Alfonso Alonso.

El presidente del EBB del PNV, Andoni Ortuzar, por su parte, espera que el PP no haga cambios en los PGE ya pactados con la formación jeltzale como «venganza» porque «el cachetazo» se lo dará a la sociedad vasca. Además, ha asegurado que su partido es «consciente de la fragilidad con la que empieza» el Gobierno de Pedro Sánchez y cree que «hay que ayudar a que esto no salga mal».

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top