La guerra de aranceles hunde a la Bolsa de Shanghai

EXPANSION, Mercados

Imagen de archivo de la Bolsa de Shanghai EFE

La escalada de la guerra comercial entre China y EEUU hunde a la Bolsa de Shanghai y desinfla al conjunto de la renta variable asiática a mínimos de cuatro meses.

Los inversores aceleran su desbandada de la Bolsa de Shanghai. El festivo de la jornada de ayer ha multiplicado hoy los ajustes de carteras, y han agravado el correctivo a la renta variable.

Poco antes del cierre, el índice Shanghai Composite superaba el 5% de pérdidas. Al término de la sesión el índice ha moderado el varapalo al 3,8%. El revés sufrido ha borrado el nivel de los 3.000 puntos, hasta concluir en los 2.907 puntos, sus cotas más bajas en dos años y casi un 20% por debajo de sus máximos anuales, registrados a finales de enero.

Más de medio centenar de integrantes el índice Shanghai Composite ha cerrado la jornada con descensos del 10%, y una treintena de valores adicionales han sufrido un correctivo de entre el 9,97% y el 9,99%.

Los temores a una guerra comercial entre Estados Unidos y China se están convirtiendo en realidad. Las últimas jornadas han multiplicado las alertas con una escalada de la tensión. Al cierre de la semana pasada el Gobierno de Donald Trump anunció aranceles adicionales sobre productos chinos por importe de unos 50.000 millones de dólares. La semana comenzó con una sanción similar por parte de China. El último paso de la Administración Trump, esta madrugada, ha sido amenazar con aplicar aranceles adicionales del 10% a productos importados de China por valor de 200.000 millones de dólares.

El impacto de la escalada de las disputas arancelarias va mucho más allá de la renta variable china. En la vecina Japón, el índice Nikkei de la Bolsa de Tokio se ha desinflado hoy un 1,77% adicional, hasta los 22.278 puntos.

El temor a un freno en el comercio ha pasado factura a empresas mineras de la Bolsa de Tokio como Tokai Carbon y Mitsui Mining, a empresas ligadas a la construcción como Mitsubishi Materials y Komatsu y a grandes exportadoras comoYamaha Motor.

El Nikkei de Tokio ha sufrido su mayor pérdida diaria en tres meses, desde mediados de marzo, y ha cerrado en sus cotas más bajas desde la primera jornada de junio.

La oleada de ventas se ha generalizado en la renta variable asiática. El índice MSCI Asia-Pacific Index, excluyendo a Japón, se ha desinflado hasta sus mínimos de cuatro meses, desde comienzos de febrero.

Conozca su perfil inversor:

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top