Theresa May anuncia que volverá a Bruselas para renegociar el acuerdo del Brexit

Economia, EXPANSION

La primera ministra británica, Theresa May. FOTO: EFE

La primera ministra británica aseguró que hay que enviar «el mensaje más claro posible» a la UE sobre lo que quiere el Parlamento británico.

La primera ministra Theresa May ha anunciado esta mañana que pretende volver a Bruselas para renegociar el acuerdo de salida de Reino Unido de la Unión Europea, a pesar de que las autoridades comunitarias han repetido en múltiples ocasiones que el documento de 585 páginas firmado entre Londres y los 27 socios a finales de noviembre es innegociable.

May ha asegurado que entiende que hay todavía mucha preocupación sobre el asunto del backstop de Irlanda del Norte y que está decidida a abrir de nuevo este debate. Modificar el acuerdo despierta «poco interés» por parte de los líderes europeos, ha reconocido May, «pero con el mandato de esta Cámara puedo asegurar que habrá cambios».

El mensaje de May choca frontalmente con el emitido esta mañana por los socios comunitarios. Una fuente citada por Bloomberg asegura que «la UE y la Comisión Europea tienen ya preparada una reacción en caso de que la enmienda Brady pase el trámite del Parlamento británico esta noche», en referencia a la enmienda que propone modificar el backstop. «Esa respuesta es que no se va a renegociar el acuerdo de salida de Reino Unido», añade el alto cargo europeo.

El Gobierno de Theresa May anunció ayer por la noche que hoy respaldaría esta enmienda, propuesta por el diputado conservador Graham Brady, y que propone encontrar «soluciones alternativas» al problema de Irlanda del Norte.

Theresa May iniciará conversaciones telefónicas con los líderes de la UE, y podría ya haber hablado con el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, y con el primer ministro irlandés, Leo Varadkar.

El acuerdo firmado entre Londres y Bruselas fue rechazado de forma abrumadora por el Parlamento británico hace unos días. May prometió hacer cambios y presentar un nuevo Plan B, que incluyera modificaciones. «El voto del día 15 de febrero fue decisivo y lo he escuchado, así que el mundo sabe lo que esta Cámara quiere y no quiere. Hoy necesitamos enviar un mensaje decidido -a la UE- sobre lo que queremos», aseguró la primera ministra.

Algunos de los llamados «Brexiteers rebeldes» (partidarios de un Brexit sin acuerdo) han indicado que respaldarán un nuevo acuerdo si éste incluye cambios en la fórmula adoptada para impedir que haya de nuevo una frontera física entre Irlanda e Irlanda del Norte. Los representantes del Partido Democrático Unionista (DUP) irlandés también han indicado que apoyarán esta enmienda, lo que indica que tiene muchas posibilidades de salir adelante.

John Bercow, el presidente de la Cámara (conocido como Speaker), ha aceptado siete enmiendas que se votarán esta tarde, a partir de las siete de la tarde hora de Londres (ocho en España). Además de la presentada por Brady, ha causado mucho interés la que ha lanzado la diputada laborista Yvette Cooper, que pide que si el Gobierno no alcanza un acuerdo antes del 28 de febrero, el Brexit se retrasaría hasta finales de año. Esta enmienda podría ser respaldada por buena parte de los diputados laboristas.

Jeremy Corbyn ha asegurado en la Cámara que «una extensión del artículo 50 sería una medida responsable que permitiría llegar a un acuerdo en el Parlamento», en referencia al famoso artículo que permite que un país se vaya de la Unión Europea, y que en el caso de Reino Unido entrará en vigor el próximo 29 de marzo.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top