Los fondos toman posiciones para pujar por las clínicas de Vivanta

Empresas, EXPANSION

Vivanta cuenta con una red de clínicas dentales y de estética.

Portobello Capital, dueño del 80% de la compañía, facilita a un grupo reducido de posibles interesados datos de la firma.

Aunque la puja por la red de clínicas dentales y de estética Vivanta aún no se ha iniciado, faltan pocas semanas para que se dé el pistoletazo de salida oficial, y los potenciales compradores ya han empezado a moverse para estar bien posicionados cuando arranque el proceso. Entre ellos, un grupo de inversores privilegiados está celebrando reuniones con los gestores de la compañía, señalan fuentes financieras.

Portobello Capital, el fondo español de private equity que controla el 80% del accionariado de la empresa (el 20% restante depende del accionista minoritario, Manuel de la Peña Alonso Araujo), contrató a finales del pasado año a la boutique de origen estadounidense Moelis como asesora del traspaso. Esta entidad está inmersa en la elaboración del cuaderno de venta con datos de 2018, con cuya distribución se entenderá por lanzada la subasta. Éste incluirá un vendor due diligence, un análisis de la situación de la compañía realizado a instancias del vendedor, que ofrece mayores garantías sobre la veracidad de los datos expuestos a los inversores.

Debido a la laboriosidad del proceso, el mercado no espera recibir el cuaderno de venta de Vivanta antes de mediados de febrero. Con todo, varias fuentes apuntan que los preparativos de la operación han comenzado de facto. Según aseguran, Portobello ha facilitado a un grupo reducido de posibles interesados -que no alcanza la decena-, la posibilidad de acceder a información de la empresa en encuentros presenciales con los gestores de la compañía. Se pretende, así, que empiecen a conocer el activo.

Los escogidos para participar en esta ronda previa de contactos son grandes fondos internacionales. Aunque no se descarta la participación de industriales, este tipo de inversor financiero y de procedencia exterior es a quien se le presuponen mayores opciones de hacerse con Vivanta en las quinielas del sector. Advent International, BC Partners, Bridgepoint, Cinven, CVC, KKR o Partners Group son algunos de los pesos pesados del capital riesgo que se incluyen como principales candidatos a la transacción.

Valoración

La concurrencia de estos fondos en el proceso de venta de Vivanta no es de extrañar dada la valoración que se prevé que consiga en el mercado la cadena de clínicas dentales y de estética. Fuentes financieras indican que es probable que la tasación supere los 500 millones de euros. Este importe se basaría en el fuerte apetito del private equity por esta industria, y que está haciendo que se paguen múltiplos de hasta 13 veces ebitda por los activos, y también en la dimensión que la compañía ha adquirido desde que Portobello tomó los mandos.

Desde que materializó su entrada en la empresa, en julio de 2017, la gestora se ha volcado en un plan de consolidación que ha permitido a Vivanta agrandar su perímetro rápidamente a través de adquisiciones de clínicas. Así, la empresa que nació de la integración de cinco operadores comprados por Portobello -Unidental, Laser 2000, Dr. Senís, Plénido y Avadent, a los que luego añadió Anaga Dental- es hoy mucho mayor.

En el mercado indican que su ebitda (resultado bruto de explotación) al cierre del pasado año rebasará los 40 millones. Pese al camino recorrido en esta línea de crecimiento inorgánico, aún queda margen de consolidación dentro del sector tanto en España como en Europa, uno de los atractivos de la operación, según fuentes financieras.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top