El abogado de Oriol Junqueras mantiene que el juicio al ‘procés’ es excepcional porque “afecta a los derechos fundamentales”

Economia, EXPANSION

El juicio por rebelión contra los encausados por el procés ha empezado hoy con cuestiones previas. Los 12 encausados se enfrentan a penas de entre 7 y 25 años por parte de la Fiscalía, aunque la petición de Vox llega a los 74 años. El inicio de las sesiones ha arrancado con una expectación política y mediática sin precedentes.

El juicio del “procés” ha comenzado hoy en el Tribunal Supremo, adonde han acudido los 12 líderes independentistas acusados, incluido el exvicepresident Oriol Junqueras. La Fiscalía y Vox sustentan su acusación por rebelión, al considerar que hubo violencia y que fue permitida por los acusados, mientras que la Abogacía ve más bien una “actitud hostil” y las defensas presumen del carácter pacífico del proceso independentista y apuntan a que la única violencia que se produjo en las calles fue la policial.

La jornada se dedica hoy a que las defensas de los doce exmandatarios independentistas, entre los que se encuentra el exvicepresident de la Generalitat Oriol Junqueras, expongan sus argumentos para intentar, en última instancia, la nulidad de todo el procedimiento judicial -las denominadas cuestiones previas-.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, y dos de sus consellers, la de Justicia, Esther Capella, y el de Territorio, Damiá Calvet, presencian esta primera jornada desde el interior de la Sala de Plenos del Supremo, donde ya se está celebrando el juicio. También dos representantes del Parlamento catalán y dos del parlamento vasco.

 <figcaption class= De izquierda a derecha y de arriba abajo, los 12 acusados que se sentarán en el banquillo del Tribunal Supremo en el juicio del procés: Oriol Junqueras, exvicepresidente de la Generalitat; Joaquim Forn, exconseller de Interior; Raül Romeva, exconseller de Asuntos Exteriores; Jordi Turull, exconsejero de Presidencia; Josep Rull, exconseller de Territorio y Sostenibilidad; Jordi Sánchez, expresidente de la Asamblea Nacional Catalana (ANC); Carles Mundó, exconsejero de Justicia; Carmen Forcadell, expresidenta del Parlament; Meritxell Borrás, exconsellera de Gobernación; Dolors Bassa, exconsellera de Trabajo; Santiago Vila, exconseller de Empresa de la Generalitat; Jordi Cuixart, presidente de Òmnium Cultural. EFE

El abogado del exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras y del exconseller Raül Romeva, Andreu Van Den Eynde, que ha sido el primero en intervenir en el juicio, ha manifestado que esta causa es un “vodevil procesal” que “atenta contra la disidencia política”.

“Nos encontramos ante un juicio excepcional porque se han producido excepciones que afectan al núcleo duro de los derechos fundamentales”, ha afirmado en el arranque del turno de una hora que le ha concedido el presidente del tribunal, Manuel Marchena, para exponer su alegato.

“Tengo que hablar de derecho penal democrático, no vamos a hacer una defensa política, sino a defender valores y derechos humanos”, ha manifestado el abogado, aludiendo a la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) sobre el opositor prokurdo Demirtas que ” tiene que ver con el silenciamento de la disidencia política y sobre cómo se puede utilizar la prisión provisional para afectar a la agenda política”.

Ha cuestionado también que se diga que la causa no tenga una vertiente política, porque la primera resolución del juez instructor Pablo Llarena, en la que se decidió el ingreso en prisión de la expresidenta del Parlament Carme Forcadell, se decía que no había una solución pacífica para el conflicto en Cataluña. “La autodeterminación es la fórmula de que no existan conflictos en el mundo”, ha añadido.

Llegada al Tribunal Supremo de los coches policiales que trasladan a los acusados que llegaron a primera hora desde las cárceles madrileñas de Alcalá Meco y Soto del Real a la Audiencia Nacional. Tribunal Supremo da inicio este martes al juicio del "procés", en el que están acusados doce líderes independentistas, incluido el exvicepresident Oriol Junqueras, por el proceso soberanista catalán que derivó en la celebración del 1-O y la declaración unilateral de independencia de Cataluña (DUI).Llegada al Tribunal Supremo de los coches policiales que trasladan a los acusados que llegaron a primera hora desde las cárceles madrileñas de Alcalá Meco y Soto del Real a la Audiencia Nacional.

Penas de la Fiscalía

Este proceso singular, tanto por los hechos sometidos a examen como por los delitos que se atribuyen a los encausados -entre ellos el de rebelión- se celebra con la ausencia del expresident Carles Puigdemont y de la secretaria general de ERC, Marta Rovira.

La Fiscalía pide para los doce acusados penas que oscilan entre los 7 y 25 años de cárcel por los delitos de rebelión, malversación y desobediencia, mientras que la Abogacía del Estado las rebaja a entre 7 y 12 años de prisión al acusar por sedición. Vox, acusación popular, pide condenas de 24 a 74 años.

Para quien la Fiscalía pide más pena es para Junqueras -25 años de cárcel y otros tantos de inhabilitación por rebelión agravada por la malversación de fondos públicos-, para la expresidenta del Parlament, Carme Forcadell -17 años por rebelión- y para los líderes de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) y Òmnium Cultural, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart -ambos, 17 años por rebelión-. Todos están en prisión provisional, como los “principales promotores” del desafío soberanista.

También están en prisión preventiva varios exconsellers del último Ejecutivo de Puigdemont: el de Interior, Joaquim Forn; Presidencia, Jordi Turull; Exteriores, Raül Romeva; Territorio y Sostenibilidad, Josep Rull; Trabajo, Dolors Bassa. La Fiscalía reclama 16 años por rebelión y malversación para cada uno de ellos. Para los que están fuera de la cárcel -Meritxell Borrás, Carles Mundó y Santiago Vila, la Fiscalía pide penas de 7 años de cárcel por delitos de malversación y continuado de desobediencia.

Rebelión o sedición

Respecto a las acusaciones de rebelión -sedición en el caso de la Abogacía del Estado- pivotarán sobre la acreditación o no de la “violencia” en el desarrollo de los hechos del otoño de 2017 y que motivaron que el Gobierno de Rajoy suspendiera la autonomía de Cataluña aplicando el artículo 155 .

Medios de comunicación a las puertas del Tribunal Supremo. En total se han acreditado 600 periodistas de 150 medios diferentes, de los que medio centenar son extranjeros, siendo los más numerosos los alemanes y franceses, seguidos de holandeses y suizos, aunque también asistirán periodistas de EEUU, Rusia y China. EFE/Kiko HuescaMedios de comunicación a las puertas del Tribunal Supremo. En total se han acreditado 600 periodistas de 150 medios diferentes, de los que medio centenar son extranjeros, siendo los más numerosos los alemanes y franceses, seguidos de holandeses y suizos, aunque también asistirán periodistas de EEUU, Rusia y China. EFE/Kiko Huesca

La Abogacía del Estado y la Fiscalía General del Estado han calculado de manera distinta la cantidad de dinero que presuntamente malversaron los líderes del Procés, pues mientras para los letrados cifran la cuantía en 1,9 millones de euros, los fiscales opinan que serían alrededor de 2,91 millones. Estas cantidades deberán ser concretadas al final del juicio para que el tribunal pueda estimar, si lo considera oportuno, una multa por una responsabilidad civil.

Testigos

Tras el interrogatorio de los procesados comenzarán a declarar más de 500 testigos solicitados por todas las partes, entre los que destacan ex miembros del Gobierno como el expresidente Mariano Rajoy, la exvicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría y el exministro de Hacienda Cristobal Montoro; además de exmandatarios catalanes como el expresident Artur Mas, el actual vicepresidente Pere Aragonés, el presidente del Parlament Roger Torrent o la alcaldesa de Barcelona Ada Colau.

Corte de la AP7 esta madrugada por los CDR a la altura de Sant Celoni, en Barcelona.

Concentración de ANC y los CDR cortan la AP7 en Sant Celoni

Con motivo del inicio del juicio diversas fuerzas soberanistas han convocado diferentes actos de protesta.

El expresidente catalán Carles Puigdemont ha manifestado su confianza en que el juicio en el Tribunal Supremo acabe por “desenmascarar el montaje” creado a su juicio para “silenciar y amedrentar” al independentismo, según ha apuntado en Twitter. “De pie, firmes, serenos y dignos; Juzgaros no es un acto de justicia, y lo saben”, ha dicho Puigdemont a sus exconsellers sentados en el banquillo. También ha dicho que el Estado tiene la oportunidad de “rectificar” en el actual juicio del “procés” y que el único fallo “justo” es la “absolución”.

La Asamblea Nacional Catalana (ANC) ha convocado por su parte una concentración en el madrileño Paseo de Recoletos denunciando que el juicio es “político” y una “farsa” y animan a concentrarse en repulsa por lo que consideran que es un atropello a la democracia.

En Cataluña, Diputados de las fuerzas soberanistas -JxCat, ERC, Catalunya en Comú Podem y la CUP- y trabajadores del Parlament han escenificado este martes su apoyo a los líderes independentistas procesados con un paro frente a las puertas de la cámara catalana el día que ha comenzado el juicio en el Supremo.

Por su parte, los CDR han cortado esta mañana la circulación en la Gran Via de Barcelona a la altura de la plaza Glòries y también la autopista AP7 a la altura de Sant Celoni (Barcelona) con una hilera de neumáticos incendiados, causando retenciones. Además, se han concentrado desde aproximadamente las 12.00 horas frente a la sede de la Fiscalía Superior de Cataluña,

Leave a comment

Back to Top