Prosegur, Loomis, Securitas… se movilizan para defender el dinero en efectivo

Empresas, EXPANSION

La patronal Aproser lanza un barómetro para medir los hábitos de pago. El 96% de los usuarios tiene la intención de seguir usando billetes y monedas.

La consolidación de la banca móvil y digital, la proliferación de cada vez más alternativas al medio de pago físico y la voluntad de las autoridades de avanzar en la limitación de los pagos en efectivo llevan años augurando la desaparición del dinero en metálico. Frente a estas tendencias, la asociación Aproser, que representa a las principales empresas del sector de la seguridad privada en España, se ha propuesto poner en valor el arraigo que, según defienden, tiene todavía este medio de pago entre los españoles.

La organización, que aglutina a compañías como Prosegur, Loomis o Securitas, ha puesto en marcha el Observatorio del Efectivo en España. Consistirá, según sus promotores, en una plataforma que agregará «todo el conocimiento, tanto de fuentes públicas como privadas, en torno al uso del medio de pago más extendido en la sociedad». La propia Aproser reconoce que agrupa a «la práctica totalidad» de las compañías que se dedican a la gestión del efectivo en el territorio español y que emplean a unas 5.000 personas.

Como primera medida del Observatorio, la patronal de la seguridad privada ha encargado a una consultora externa la elaboración del Barómetro sobre hábitos y percepción de los ciudadanos respecto al pago en efectivo. Los resultados de este informe realizado a partir de una encuesta a 900 personas mayores de 20 años apuntan a que el uso del dinero en metálico y de los cajeros está todavía lejos de ser algo del pasado.

El barómetro destaca, que durante los últimos dos meses, el 91% de los encuestados realizaron compras utilizando para ello dinero en efectivo. Es el medio más utilizado, según el estudio, para sufragar los gastos del día a día (un 74% de las respuestas) y para los momentos de ocio (un 58%). Otros medios alternativos como las tarjetas de crédito son de uso muy mayoritario (74%) en compras planificadas o gastos extraordinarios.

Disponer de la alternativa

Este primer estudio, que según sus responsables nace con vocación de permanencia anual, refleja que una inmensa mayoría de encuestados (96%) pretende seguir contando con el efectivo como alternativa disponible a la hora de hacer sus pagos, ya que su preferencia es tener todas las opciones posibles. «La libertad de elección del medio es importante para nueve de cada diez personas», añaden los autores del informe.

El dinero en efectivo como medio de pago tiene una relación directa con los puntos de acceso al mismo. Pese a que las tarjetas de crédito ganan cuota desde hace años y a pesar de la proliferación de alternativas digitales como el contactless o las aplicaciones móviles de gestión de pagos, los españoles siguen yendo a los cajeros a extraer efectivo tres veces al mes, de media, «si bien la frecuencia más habitual es una vez por semana (27%)», destaca el informe.

Los resultados de la encuesta apuntan a que el dinero en metálico aporta dos cualidades que lo siguen haciendo más atractivo frente a otros sistemas de pago. Casi la mitad de los encuestados (48%) destacan la seguridad del efectivo frente a los medios digitales para evitar robos o pirateos indeseados. Además, un 38% de los participantes en el estudio señalan que disponer del dinero de forma física les permite mejorar el control de sus gastos.

«El efectivo en circulación nunca ha dejado de crecer, lo que pone de manifiesto su importancia en la sociedad española. Por ello, desde Aproser queremos poner en valor las múltiples ventajas que tiene el efectivo y consideramos fundamental que el consumidor pueda elegir la forma de pago que más le convenga en cualquier lugar y en cualquier momento», concluye Eduardo Cobas, secretario general de la patronal de la seguridad privada.

Leave a comment

Back to Top