La UE ignora a Macron: negociará con Trump un acuerdo para eliminar aranceles

COTIZALIA, Economia

15/04/2019 11:40Actualizado: 15/04/2019 11:48

Los países de la Unión Europea (UE) respaldaron este lunes la apertura de conversaciones con Estados Unidos para lograr un acuerdo de comercio centrado en la eliminación de los aranceles a los productos industriales, a pesar de la oposición de Francia. Se trataría de un pacto de alcance mucho menor que el Acuerdo Transatlántico para el Comercio y la Inversión, el conocido como TTIP y abandonado tras la llegada de Donald Trump.

Los ministros de Agricultura de los Veintiocho, reunidos en un Consejo en Luxemburgo, dieron su respaldo al mandato de negociaciones propuesto por la Comisión Europea (CE) el pasado enero para abrir unas negociaciones que incluirán al sector del automóvil pero no la agricultura.

Fuentes europeas dijeron a Efe que Francia votó en contra de la apertura de las negociaciones, pero se trata de una decisión que se toma por mayoría cualificada, con el apoyo de 16 de los 28 Estados de la UE que representen al menos al 65 % de la población. París había impuesto como condición para iniciar estas conversaciones que EEUU regresara al Acuerdo por el Clima firmado en París en 2015, por el que casi 200 países se comprometieron a reducir emisiones de gases de efecto invernadero.

El presidente americano, Donald Trump, decidió desmarcarse del pacto en junio de 2017 y su homólogo francés, Emmanuel Macron, aseguró entonces que no aceptaría acuerdos comerciales con países que no respeten ese acuerdo climático.

El ministro español de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, declaró a su llegada a la reunión que España es partidaria de que los productos agrícolas estén “totalmente excluidos de la negociación” y que deben respetarse “los compromisos de (el acuerdo de) París”. Planas añadió que para España es relevante que “no se produzcan aplicaciones extraterritoriales de las normas nacionales por parte de EE.UU.”.

Este punto, junto a la exclusión de la agricultura y el respeto al medioambiente, son elementos “importantes desde el punto de vista de la confianza y para poder desarrollar este mandato de acuerdo en las negociaciones posteriores con EE.UU.”, concluyó Planas.

El nuevo mandato llega tras un tenso 2018 para las relaciones transatlánticas, año en el que Trump impuso aranceles al acero y aluminio europeos, materializando así la agenda proteccionista que fue una de sus grandes promesas electorales

Leave a comment

Back to Top