El Ibex sube un 3,6% en abril y roza nuevos máximos anuales

5 DIAS, Ibex 35

Una última sesión de mes muy intensa. Los resultados de las elecciones del pasado fin de semana en España seguirán sobrevolando la mente de los inversores, pero como señalan las principales casas de análisis habrá que esperar a los comicios del 26M para conocer los pactos. A falta de nuevos datos sobre quiénes compondrán el nuevo Ejecutivo, los inversores dirigen la mirada hacia los resultados empresariales y las referencias macro.

En un escenario en el que los temores de desaceleración crecen día a día, el dato de crecimiento de la zona euro ha insuflado algo de ánimo a los inversores, especialmente a la Bolsa española. El Ibex 35 ha sumado un 0,56%, ascenso que en el mes alcanzar el 3,57% en abril y queda a tan solo 30 puntos de los 9.600 puntos. En lo que va de año las ganancias de la Bolsa española alcanzan ya el 12%, unos ascensos generosos, pero insuficientes para anular los descensos del 15% del pasado ejercicio.

En la última sesión de abril, el Ibex se situó a la cabeza de Europa. Sin embargo, en el mes este puesto quedó reservado para el Dax alemán, que subió un 6,99%, en el que es su mejor mes desde diciembre de 2016. A la Bolsa alemana le siguió a cierta distancia el Cac francés que repuntó un 4,3% en abril mientras el FTSE británico avanzó un 1,9% y el Mib italiano, un 2,7%.

Principales cotizaciones

El inicio de mes no fue sencillo para los mercados, pues comenzó con un nuevo recorte de la estimación de crecimiento por parte del organismo que dirige Christine Lagarde. A nivel global la rebaja fue de dos décimas hasta situar la previsión en el 3,3%. Al organismo internacional le siguió el BCE. Mario Draghi no aportó nuevos detalles sobre el futuro de la política monetaria y si bien dejó entrever la posibilidad de escalonar la facilidad de depósitos para aliviar la presión a los banco, el presidente de la institución aprovechó su intervención para advertir que si el sistema financiero no es rentable puede deberse al exceso de capacidad.

La flexibilización de la tasa que el BCE cobra a la banca por dejar el dinero en la hucha es interpretada como una señal de que los tipos seguirán en mínimos históricos durante un largo periodo de tiempo. No obstante, en los últimas días Benoit Coeuré miembro del BCE señaló que no hay argumentos para una tasa de depósito escalonada

El otro gran acontecimiento del último mes fue la prórroga del Brexit. Después de semanas de constantes tira y afloja entre Reino Unido y la UE, finalmente se llegó a un acuerdo para evitar una salida abrupta. Bruselas concedió a Londres una moratoria hasta el 31 de octubre.

De vuelta a la sesión de hoy, la tarea del Ibex ha sido poner nota a los resultados de los tres mayores bancos de España, teniendo que digerir de una tacada las cifras de Santander, BBVA y CaixaBank en un día en el que el sector ha caído un 0,61% en Europa tras ser el principal protagonista de las subidas de la sesión de ayer. Santander, el segundo valor que más influye en el Ibex 35, ha presentado resultados esta mañana a primera hora, con un descenso del 10% en sus beneficios que ha cumplido las previsiones del mercado. Sin embargo, los inversores han hecho una lectura algo negativa de estas cuentas y la acción de Santander ha perdido un 0,18%.

BBVA presentó resultados ayer al cierre de los mercados, y a pesar de que cumplió con lo esperado, también recortó el resultado neto, como consecuencia, sus títulos cierran de forma prácticamente similar respecto a la apertura al subir un 0,06%. Por último en lo que al veredicto de los inversores sobre resultados bancarios se refiere, CaixaBank se ha llevado hoy la peor parte al encajar un recorte del 2,74% y convertirse en el peor valor del Ibex en la jornada. Sus beneficios de 533 millones de euros, un 24% menos que un año antes, han quedado algo por debajo de las previsiones, pero el margen de intereses ha estado en línea.

En la parte baja del selectivo español, Telefónica (-1,04%) ha acompañado a Caixabank debido a una rebaja en la recomendación de los analistas de Kepler Cheuvreux, que han pasado a aconsejar reducir el peso de la compañía en cartera desde su anterior valoración de mantener. Los expertos han rebajado su precio objetivo a los 6,7 euros por título, un 11% menos que el precio de cierre de ayer. 

En el lado opuesto, Cellnex y Repsol han encabezado las ganancias en el Ibex. Cellnex ha subido un 3,55% y Repsol un 2,61% tras presentar unos resultados en los que ha mejorado las previsiones con una caída del beneficio del 0,3%. Al cierre de los mercados, tres nuevas compañías han rendido cuentas trimestrales. Naturgy ha aumentado su beneficio un 16% hasta 377 millones de euros, Red Eléctrica ha ganado un 1% más hasta los 189 millones y Aena ha obtenido 136,4 millones de euros, un 23% de incremento.

En la renta fija, sigue la calma. La prima de riesgo española cotiza en 99,4 puntos (un punto básico menos) y el bono está en el 1,001%, marcando mínimos desde 2016. En el mercado de divisa, el euro sube un 0,17%, algo por encima de 1,112 dólares y el yen cede levemente hasta 111 dólares.

En el petróleo, el barril de Brent de referencia en Europa se paga un 1,08% más caro hasta los 72,82 dólares. La inestabilidad en Venezuela ante el intento de derrocar a Maduro junto con unas declaraciones de Arabia Saudí asegurando que baraja la posibilidad de extender los recortes de producción hasta el final de año han presionado el precio al alza.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top