El Corte Inglés espera tener grado de inversión al cierre del ejercicio

Empresas, EXPANSION

Centro de El Corte Inglés.

El grupo confía en mejorar su ráting en los próximos meses por el proceso de desinversiones no estratégicas que tiene en marcha. Podrá financiarse a menor coste.

El Corte Inglés confía en mejorar su ráting durante los próximos meses y lograr el grado de inversión antes del cierre del presente año fiscal de la compañía, que finaliza en febrero de 2020. El grupo de grandes almacenes lleva desarrollando en los últimos seis años una estrategia selectiva de desinversiones en activos no estratégicos que le ha permitido ingresar más de 1.100 millones de euros.

El Corte Inglés vendió Óptica2000 por 90 millones de euros a GrandVision el pasado mes de febrero, operación a la que hay que sumar el traspaso de sus talleres Motortown en 2017 a GPF por una cifra no comunicada, aunque no superior a 20 millones, y la venta del 51% de Financiera a Santander en 2013 por 140 millones de euros.

No obstante, el grupo ha puesto el énfasis en este periodo en sus desinversiones inmobiliarias, con la venta de más de una decena de activos, principalmente en Madrid y Barcelona, por cerca de 900 millones de euros desde 2013. En lo que va de año, el grupo ha realizado dos operaciones: la venta a Corpfin Capital de un edificio en Valencia por 91 millones y el traspaso de dos centros en Sevilla y Cádiz a Castellana Properties por otros 36,8 millones.

En el primer semestre del ejercicio 2018, El Corte Inglés redujo su deuda en 347 millones, hasta los 3.652 millones, fruto de esta política. Se espera que la cifra sea inferior en las cuentas anuales de 2018, que presentará hoy la empresa. Además, el grupo tiene en marcha una importante operación. El Corte Inglés lanzó en marzo, con la ayuda de PwC, la mayor desinversión inmobiliaria de su historia, 95 activos (centros, suelos, oficinas…) valorados en más de 1.500 millones, que espera cerrar antes de que termine el presente ejercicio.

Grado de inversión

Las dos emisiones de bonos por un total de 690 millones que realizó El Corte Inglés en 2018 tuvieron un ráting de BB+, un escalón por debajo del grado de inversión, y se cerraron con un interés cercano al 3%. La obtención del grado de inversión podría ayudar al grupo a seguir diversificando sus fuentes de financiación, lograr un mejor precio por su deuda y acceder a inversores que sólo compran por encima de ese rango.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top