Capsa utilizará moscas para eliminar sus residuos

Empresas, EXPANSION

El sistema usa moscas para eliminar residuos.

El dueño de Central Lechera Asturiana toma un 15% de Entomo, firma que cría insectos capaces de eliminar residuos orgánicos y convertirlos en harinas o grasas para la alimentación animal.

Capsa, la empresa propietaria de Central Lechera Asturiana, da un paso en su objetivo de avanzar en políticas de sostenibilidad y economía circular con el que en principio podría parecer un extraño aliado: las moscas. La compañía ha tomado una participación de un 15% en la empresa murciana Entomo Agroindustrial, una sociedad especializada en buscar soluciones industriales para el tratamiento de materia orgánica mediante el uso de insectos.

El proceso, ligado a la aplicación industrial de la mosca soldado negra, consiste en un primer paso en hacer crecer estos insectos y utilizarlos para hacer desaparecer residuos orgánicos -se los comen-.

Alto valor añadido

Más tarde, en un segundo paso, Entomo ha desarrollado una serie de procesos que le permiten transformar estos insectos en materias primas de alto valor añadido que se pueden dedicar a diferentes fines: la industria farmaceútica y cosmética (péptidos con actividad antimicrobiana o ácidos grasos con capacidad antibiótica), la industria agroalimentaria (harina hidrolizada y grasas destinadas a alimentación animal) o la ganadería, entre otros.

«Se trata de una tecnología moldeable que puede adaptarse desde a un restaurante a un supermercado o una planta industrial de transformación», indican desde la firma.

Entomo, que hasta ahora se había financiado principalmente con fondos europeos de investigación, inaugurará en octubre el primer centro para el uso de insectos como bioconversores. Tendrá 400 metros cuadrados y su objetivo será testar su tecnología y ver cómo se le puede dar escala industrial. Se levantará en Cehegín (Murcia) y supondrá una inversión de medio millón de euros.

«Capsa pondrá también una planta piloto en nuestra sede y en una ganadería para ir haciendo pruebas, aunque el objetivo es llevar en última instancia la tecnología a todas las plantas y ganaderías en el futuro», señala José Armando Tellado, director general de Capsa. Su objetivo último es lograr que la empresa alcance el residuo cero.

El directivo comenta que fue Entomo quien se acerco a la empresa. «Nos gustó mucho su proyecto y empezamos a estudiar la opción de entrar en el capital», añade. Capsa no concreta cuánto ha pagado por el 15% de Entomo.

La empresa murciana llevará a cabo previsiblemente dentro de poco una importante rueda de financiación para dar entrada a nuevos socios. Mientras tanto, su fundador, Diego Amores, mantendrá el 85% restante.

El acuerdo con Capsa no incluye exclusividad, por lo que Entomo podrá poner su tecnología al servicio de otras empresas.

Diversificación

Capsa lleva varios años tratando de diversificar sus intereses más allá del perímetro de la leche y los derivados de ésta, su negocio principal. Este foco ha hecho que la empresa haya entrado en los últimos dos años en Alpro, enseña de leche vegetal, de la mano de Danone; haya desarrollado un negocio de nutrición personalizada mediante la realización de un test del microbioma con 39ytú; o haya explorado en canal farmacéutico de la mano de productos nutricionales pensados para pacientes de determinadas enfermedades, como la diabetes, en colaboración con Cantabria Labs.

«Son pequeñas inversiones con una idea común, la de ofrecer alimentos sanos y naturales, y servicios de salud, que mejoren la vida de los consumidores, creen valor para nuestros accionistas y cumplan nuestros objetivos de RSC», señala José Armando Tellado, director general de Capsa. La firma ha dedicado 15 millones a proyectos de I+D+i e inversiones de capital en los últimos tres años.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top