La banca afronta el cuarto trimestre bajo mínimos de autocartera

EXPANSION, Mercados

Sede de BBVA en Madrid. FOTO MAURICIO SKRYCKY

BBVA hace valer su fortaleza bursátil y reduce dos terceras partes de sus acciones propias desde enero.

BBVA ha reducido el porcentaje de acciones propias en cartera por tercera vez consecutiva en lo que va de año. La autocartera del grupo que preside Carlos Torres se ha reducido hasta el 0,242% del capital. El nuevo descenso, gestado durante los meses de verano, supone que en apenas ocho meses BBVA se ha deshecho de dos terceras partes de su autocartera, que el pasado mes de enero alcanzaba el 0,743%.

En el transcurso de un 2019 en el que BBVA siempre ha sido el mejor banco en Bolsa (sube un 4% en lo que va de año frente a los números rojos, en algunos casos muy abultados, del resto del bancos españoles cotizados), la entidad ha reducido el número de acciones de su propiedad hasta poco más de 16 millones. Hay que remontarse hasta finales de 2017 para encontrar una cifra tan baja.

El año bursátil están dando buenas oportunidades a BBVA para realizar beneficios con la venta de las acciones adquiridas a precios mucho más bajos durante los trimestres anteriores. La acción de BBVA cotiza ahora a 4,69 euros, pero durante este año ha llegado a marcar máximos (el pasado mes de abril) en los 5,67 euros. Era el nivel más alto desde el mes de agosto de 2018, antes del comienzo de una gran corrección.

En la última tanda de operaciones, las ventas de acciones son superiores a las compras tanto en la autocartera indirecta como en la directa. La primera refleja la actividad del área financiera del banco y ha crecido muy ligeramente, mientras que la segunda, donde la operativa ha sido mucho más abundante, incluye las operaciones realizadas para clientes.

Sentencias y dividendos

Entre estas últimas, tal y como explica BBVA en la información adicional remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), se encuentran las relacionadas, por un lado, con sentencias judiciales vinculadas con instrumentos de deuda subordinada y preferentes de Catalunya Caixa. Y, por otro, a operaciones de reinversión de dividendos en acciones de BBVA.

En cualquier caso, BBVA está completando un gran giro a su política de autocartera, que fue muy distinta en 2018, cuando la cotización perdió el 35% de su valor en el contexto de un año muy duro en Bolsa para todo el sector financiero. Con el viento en contra y después de 20 meses consecutivos de compras, la entidad todavía presidida por Francisco González llegó a multiplicar por siete su autocartera respecto a abril de 2017.

Ahora las tornas han cambiado y BBVA se sitúa en la banda media de autocartera de los bancos del Ibex 35. Nadie tiene más que Banco Sabadell, que, con un 1,829%, es el único que supera el nivel del 1%. Bankia cuenta con un 0,595% del capital en acciones propias. Por debajo de BBVA se sitúan el 0,138% de Bankinter y los testimoniales 0,072% y 0,079% de CaixaBank y Santander, respectivamente.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top