Telefónica compartirá la red móvil rural en Alemania con Telekom y Vodafone

Empresas, EXPANSION

José María Álvarez-Pallete, presidente ejecutivo de Telefónica.

Los tres grupos construirán conjuntamente 6.000 nuevos emplazamientos para dar cobertura a las zonas que ahora no la tienen.

O2, La filial de Telefónica en Alemania, ha cerrado un acuerdo de intenciones con Deutsche Telekom y Vodafone para compartir redes en el mercado germano. Las tres compañías han acordado unir fuerzas para expandir sus redes con el objetivo de garantizar una mejor cobertura de banda ancha móvil a los clientes en Alemania, especialmente en zonas rurales y a lo largo de carreteras, ferrocarriles y vías fluviales.

Los tres proveedores de telecomunicaciones planean construir hasta 6.000 nuevos sitios móviles (emplazamientos de equipamiento radioeléctrico) de manera coordinada. Los tres grupos han hecho público un ofrecimiento para el cuarto grupo que ha ganado frecuencias en la subasta de espectro, el operador móvil virtual 1 y 1 Drillisch (que opera sobre la red de Telefónica) que está invitado a unirse a la cooperación siempre que esté dispuesto a contribuir por igual en los planes de implementación de redes.

Esta exigencia al potencial cuarto operador y la posición conjunta de los tres operadores, puede traer problemas de cara a las autoridades de competencia alemanas o europeas, que ya han cuestionado acuerdos similares como el alcanzado entre O2 y Deutsche Telekom en República Checa. Los tres grupos se comprometen a negociar los detalles técnicos de este acuerdo para alcanzar un pacto definitivo en la primavera de 2020 como muy tarde.

Fuertes exigencias

La alianza de los tres operadores, o de alguna pareja de ellos, para las zonas más rurales y menos pobladas del país era un acontecimiento esperado por la industria por varias razones: la primera era el alto coste de las frecuencias en la subasta de este año para frecuencias 5G, que ha alcanzado, en términos globales los 6.500 millones de euros, lo que significa que hay menos recursos por parte de cada operador para invertir en el despliegue.

Otra razón es que la exigencia de cobertura era muy elevada en un plazo muy corto, ya que el regulador fijo una cobertura de 5G de más del 80% de población a finales de 2022, es decir, sólo dentro de 3 años.

Por último, la calidad exigida de esa nueva red también era muy elevada, con tiempos de latencia (la velocidad de retorno) muy bajos, lo que obliga a los operadores a conectar todos sus emplazamientos con fibra lo que, en Alemania, es una dificultad adicional.

La construcción conjunta de mástiles y torres de radio adicionales, así como su conectividad técnica y uso, ahorra significativamente tiempo y costos en comparación con un despliegue individual. Las compañías involucradas establecerán un número igual de sitios nuevos, que todos los socios pueden usar en las mismas condiciones para configurar sus propias antenas y tecnología de red.

Críticas al regulador

Las tres compañías han aprovechado la comunicación del acuerdo para volver a cargar contra BNetzA, la comisión de regulación de las telecos en Alemania al considerar que las condiciones de cobertura, plazos y calidad impuestas en la subasta son desproporcionadas e ilegales, por lo que mantienen las demandas que interpusieron antes de que se celebrase la licitación y que aún no tienen respuesta de los tribunales.

Los tres operadores también señalan que el acuerdo alcanzado permitirá a los tres grupos ofrecer a sus clientes una cobertura integral a lo largo de las rutas de transporte, pero que para lograr una expansión aún mayor de la red, esa inversión debería ser apoyada por subsidios estatales.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar...

Notificación
avatar
wpDiscuz

Back to Top